El caso del niño Adrián, por Lala y Beatriz Ferreira

Share

a6597fc40eb5Se dice que los niños poseen una especial sensibilidad para ver, oir y sentir lo que nos está vedado a la mayoría de los adultos. Parece ser que la  inocencia e ingenuidad de los más pequeños  facilitaría una  extraña conexión con otras posibles realidades, situación que  podría explicar el porqué a tan corta edad se poseen ciertas percepciones extrasensoriales. Y es que el mundo que nos rodea no tiene secretos para una mente tan curiosa y despierta como la del niño que mira sin miedo, con asombro y con gran curiosidad todo lo que le rodea.

Algunas personas, hoy adultos recuerdan que de niños podían ver y sentir a seres a su alrededor que les hablaban y les contaban lo que les había de acontecer…

Nuestras compañeras Lala y Beatriz nos cuentan la historia del pequeño niño Adrián.

El Pequeño Adrián

300S3Debido a las innumerables preguntas de algunos padres por supuestas revelaciones sobrenaturales de sus niños quienes manifestaban conductas irregulares, el “Circulo de Miedo” investigó y se encontró con varios casos, este es una de ellos y una posible respuesta para sus inquietudes.

Adrián es un niño muy pequeño que debido a su conducta inusual preocupa a sus padres, según nos cuentan que mira a un lugar determinado dejando de hacer cualquier cosa, ese algo llama su atención, lo distrae fijando su mirada en un objetivo invisible para ellos.

Es importante hablar de dos puntos, el primero, la visión periférica, el segundo los amigos imaginarios, una vez que estos dos términos nos queden claros podemos dar respuestas a todas las interrogantes.
La visión periférica es la capacidad de percibir los estímulos por las zonas periféricas oculares, alejadas del punto central de la visión, es decir:  arriba, abajo, a la izquierda, a la derecha, captados cuando te encuentras con la vista mantenida al frente, la percepción de objetos estáticos o en movimiento a distancia.  Se dice que desaparece a la edad de 6 ó 7 años sino la practicamos, pero podemos mediante ejercicios recuperarla, porque siempre está allí y no nos damos cuenta.
Debido a esto es que los niños tienen una capacidad de ver lo que no pueden ver los adultos.  La cuestión es preguntarse, ¿es un amigo imaginario, un duende, o un espíritu?, ¿y si resulta ser un demonio el ente que perturba o invade su espacio?
Hasta los cinco años es normal que los niños tengan amigos imaginarios con los que dialogan, se ríen porque le encuentra otro sentido a lo que ven a su alrededor, es muy difícil saber lo que piensan porque son muy pequeños, ya que tienen una fantasía desbordante.
amigo-imaginarioMuchos aseguran que los amigos imaginarios son parte del mundo de los niños, pero, ¿hasta qué punto son imaginarios?.  Según la sicología el niño gradúa su capacidad para pensar simbólicamente; imita conductas, juegos, se expresa a través de dibujos porque ya tiene imágenes mentales, y por último utiliza el lenguaje, y así comienza a dar vida a sus mundos fantasiosos, describiendo monstruos que están debajo de la cama o dentro del armario, pueden ser buenos o malos, feos o bonitos, criaturas extrañas, incluso fantasmas y espíritus de algún difunto reciente al cual extraña porque estaba muy vinculado, y al estar ausente físicamente, sigue en contacto con él.
Se piensa que esos seres imaginarios son su manera de explorar la realidad para resolver sus dudas, suelen ser mas frecuentes en niños que están mucho tiempo solos, y son cuidados por terceras personas, o que están sujetos a recibir órdenes y reproches constantes generando una energía a su entorno que llama la atención de éstos seres, y es así como se hace o se forma el eslabón que lo conecta con el mundo invisible e imperceptible para aquellos que han perdido la capacidad mediúnica natural de los seres humanos.
No se quiere decir con esto que la soledad sea mala para el niño, todo lo contrario, les desarrolla una parte importante, pero la mayoría de los padres que regresan a sus casas deben asumir ese vacío, para que el niño no se siga involucrando de más con su amigo imaginario, dejándolo a un lado mientras sus padres o adultos están, deben involucrarse en el juego de su hijo y aceptar la existencia de ese amigo fantasioso, para mantenerlo conectado a la realidad, y dependiendo de la edad hacerle preguntas sobre ese compañero de juego, pues cuando los niños se adentran en este mundo de fantasía e imaginación, los padres solo tendrán razones para preocuparse si el amigo imaginario hace que el niño se vuelva agresivo y grosero, cuando ya no desee tener amigos reales para jugar, ese será el momento de buscar ayuda y apoyo de un especialista.
Debemos alejar la idea que el niño sufre problemas mentales o situaciones sobrenaturales, siempre y cuando del mismo modo en que llegan los amigos imaginarios, vayan despareciendo ya que el mismo entorno del pequeño va favoreciendo esta separación, comenzará a tener amiguitos en la escuela, acudirá a fiestas de cumpleaños interactuando con otros niños y tendrá otras actividades sociales que lo ayudarán a regresar el mundo real.

ePero continuemos con este importante detalle, se han hecho muchas observaciones al fenómeno del amigo imaginario, algunos dicen que los más propensos son los hijos únicos, o aquellos que solamente conviven con adultos, los utilizan para llenar una carencia, otros afirman que el fenómeno se da normalmente en los niños más sensibles, con mayor imaginación y fantasía.
Después de analizar todas estas cosas solo puedo decir que los niños son muy sensibles, y creo que son capaces de ver cosas que nosotros no captamos, sea lo que sea, verdad o mentira, amigo imaginario o no, ¿hasta qué punto le hace daño creer en ellos?, si notas que el niño comienza a cambiar de personalidad debes tomar precauciones.
En lo personal, pensamos que el pequeño Adrián como muchos otros niños es una criatura con alto grado de pureza por lo que consigue ver espíritus, ahora está muy pequeño para decirlo, pero cuando tenga la herramienta del dibujo y posteriormente la del lenguaje será más fácil para los padres entender que es lo que ve.
Lo que sí es cierto es que la imaginación de los niños a estas edades no tiene límites, y seguramente sea todo fruto de la misma, puede que solo vea un ángel que viene a visitarlo o la presencia de su ángel guardián, creado para su custodia y como bien dice la Biblia:  “Dichoso el hombre que desde su nacimiento tiene un ángel para su custodia”.  No obstante puede ser la presencia de algún espíritu de un difunto familiar que lo mira en silencio, para protegerlo o estar junto a él.  Pero, ¿si no lo es?, ¿si se trata de alguien o algo más?.
amigo-imaginario7Es aquí cuando le toca al adulto mirar un poco a su alrededor con su perdida visión periférica y presentir si hay o no una presencia que vigila, o quiere acercarse al niño con algún propósito determinado.  Preguntarse si eso estaba allí antes o es desde que el niño llegó al hogar, a qué horas se manifiestan sus miradas interrogativas, cuando habla y qué dice, etc., recomendamos por lo tanto hacer una sección de fotografías y cubrir todos los espacios a donde el pequeño dirige su mirada, anotando cuidadosamente todo lo que diga aunque parezca extraño.  Es imprescindible notar si se dan cambios repentinos de temperatura en la estancia donde sucede el fenómeno, dilatación de pupilas, un sonido inusual, fenómenos de efectos físicos como movimiento de objetos, soplos al oído, si señala un lugar específico, si se ríe o llora, si llama a alguien o lo llaman, sea bueno o malo deben saber por qué esta allí y qué desea, porque puede ser que la casa tuvo otros moradores, alguien que murió allí o frecuenta ese espacio, pues nunca sabemos que pudieron haber hecho las personas que pernotaron allí, si estos practicaron rituales, hechicería o efectuaron algún pacto, y al no cerrar los portales debidamente, estas entidades deambulan por los espacios, y suelen ser captados por las mascotas o niños.

O tal vez solo sean sombras que atraviesan puertas, ventanas y pasillos y el pequeño percibe de más, o quizás sean otro tipo entidades que capta fácilmente en la duermevela, mientras juega o cuando está tranquilo.

Los espíritus buenos o malos siempre nos perturban, pues observar puede causar molestias a los vivientes, especialmente a los sensitivos, o aprendemos a vivir con ellos, o le pedimos que se vayan y que sigan su camino con un sencillo ritual de luz o mandándole hacer misas a los difuntos de la familia o de los anteriores moradores.
Pero si es algo maligno, deben exorcizar el lugar, ya que si el niño dice que está viendo un espíritu, es porque lo está viendo, si tiene edad suficiente pídele que lo describa, que resalte su característica más llamativa, si no le asusta no debes preocuparte, pero si debes pedirle a la entidad que se marche, ya sea un fantasma, un espíritu de difunto o algún elemental porque no deben ocupar el espacio que no les pertenece, pues poco a poco se adueñan y se alimentan de su energía para poder desplazarse.
¡Ángel de la Guarda, dulce compañía, no me desampares ni de noche ni de día.  No me dejes solo que me perdería!.
Lala y Beatriz

Share

Share

Related posts

5 thoughts on “El caso del niño Adrián, por Lala y Beatriz Ferreira

  1. hola tengo 14 anos he vivido con muchos amigos imaginarios y este proceso empezo hasta mis 7 anos en esos dias tuve miedo y no tenia tantos amigos algunos me trataban mal y algunos no por que me querian pero no estamos hablando de eso estamos hablando los amigos imaginarios es bueno tener un amigo a tu alrededor pero es imaginario por que lo creamos si eres nina o adolescente o adulto no importa si tienes amigos imaginarios es tu mente el que lo hizo y el quiere lo mejor los amigos imaginarios pueden crearse si le tienes miedo a algo oque vives solo sin tener un amigo es por eso la mente es muy interesante pero para mi son como mi familia y amigos pero no son demonis ni duendes son creaciones del cerebro ejemplo han visto Barney yo cuando era nina me enamore de un actor pero era un adolescente el desde los siete anos pero no se como se llamaba asi que lo busque en internet y no venia nada sobre el pero un dia estaba jugando con mis peluches y atravez de esos peluches tenia un conejito azul y el me estaba diciendo algo yo me que seria sin decir nada por que tenia miedo y el dijo no tengas miedo y luego todos los peluches me hablaron y decian sientate a la orrilla de la cama y lo hice y luego a frente mio salio como una puerta rendonda era como un portal y hay salian muchos ninos imaginarios y al final un nino se parecia al chico del actor y a la primera vista me enamore de el y medio una beso en los labios y el me sonrio y yo tambien desde hay 7 ,8 , 9 anos paso algo irrelebante tuve hijos con el tenia mucha como si eran de verdad pero a ellos nunca los quiero perder o cuando estoy en peligro y que no pueda ser nada 10 ,11 12,13 anos me hice fuerte y imagine que tenia poderes creo que ya me habia pasado pero eso es todo no les dire mas bay.

  2. Alejandra

    Mi nombre es Alejandra Martin, de Argentina. Soy productora el nuevo documental del director Baltazar Tokman *, “Buscando Myu”.

    “Buscando Myu” es un “documental de autor” que es un viaje personal del director en busca del “amigo imaginario” de su infancia como una excusa para buscar en los importantes cambios que se producen después de la primera infancia. En esta exploración indagaremos sobre diferentes teorías de las ciencias -desde, psicología, incluso esoterismo, etc.- que tratan de explicar estos cambios.
    La película no pretende ser un documento científico sobre estas teorías, sino que desde el punto de vista del autor, se trata de explorar el tema y hacer que el público reflexionar sobre este momento crucial de la infancia, por lo común para todos, pero tan desconocido al mismo tiempo. En este marco es donde su testimonio es importante para nosotros ya que su investigación es muy revelador sobre el tema.
    ¿Estaría interesado en participar, que nos da una pequeña entrevista vía skype donde usted nos puede explicar, de forma comprensible para el público común, lo que ha teorizado y descubierto en este campo?
    .
    Cordialmente,

    Alejandra Martín (alemartinfoto@gmail.com)

  3. marina

    a mi sobrino le pasa dice que alguien lo toca y llora cuando eso pasa se le abrasa como un changuito y no la suelta hoy sus piernitas no tienen fuerza y el dice que no puede caminar

  4. Muy bueno…. Gracias chicas!!

  5. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Compartir Se dice que los niños poseen una especial sensibilidad para ver, oir y sentir lo que nos está vedado a la mayoría de los adultos. Parece ser que la  inocencia e ingenuidad de los más pequeños  facilitaría un……

Leave a Comment

dos × cinco =